Hermaione

Hermione tiene el pelo castaño, largo y enmarañado. Los ojos castaños, e incisivos bastante grandes (estos hasta su cuarto año). A pesar de que nunca destacó por su aspecto físico (de hecho, son varios los personajes que se han reído de ella por eso, destacando Draco Malfoy, Pansy Parkinson y Severus Snape), en cuarto año sufrió una gran transformación de cara a sus compañeros. Una de estas transformaciones fue la de sus dientes delanteros, más grandes de lo normal. Fue antes del baile de Navidad cuando, tras una pelea de Harry Potter con Draco Malfoy, en la cuál sus hechizos rebotan en Goyle y Hermione, sus dientes crecieron descomunalmente, visitó la enfermería para que la Señora Pomfrey los devolviera a su tamaño natural. Sin embargo, cuando la enfermera le dijo que le indicara cuando habían recuperado su tamaño original, esta dejo que se los disminuyera hasta dejárselo mucho mejor de lo que estaban, como bien apreciaron sus amigos. Otro de los cambios fue el pelo, cuando, tras aplicarse una poción alisadora, aparece con él liso y brillante en el Baile de Navidad. De hecho, su aparición en el baile dejó a Ron, Harry, las gemelas Patil, otros muchos compañeros, profesores y el Director de Hogwarts sorprendidos y con la boca abierta. Su reputación, la cual trabaja arduamente por mantener, como una de las estudiantes más inteligentes de su año es causa de frecuentes burlas, aunque Ron y Harry dependen de ella para ayuda académica, y su conocimiento y sentido común ha demostrado ser valioso para poder vencer los desafíos del trío. Hermione es valiente y leal y tiene una conciencia política brava, pero a veces tiene problemas en mantener una mente clara en los momentos más difíciles. Por ejemplo, la mentira improbable que le dice a la Profesora Umbridge para salvar a Harry en Harry Potter y la Orden del Fénix (ella reclama que hay un arma escondida en el bosque que fue creada bajo las órdenes del Profesor Dumbledore). Sin duda, el intelecto de Hermione es fuerte en memoria y análisis objetivo, y a veces tiene dificultad cuando se le fuerza a hacer juicios repentinos: es por tanto una persona reflexiva y madura, clara y objetiva. Sin embargo, son los planes que ella argue los cuales Harry y Ron siguen. Aunque ha cometido errores, lo que sugiere es usualmente el mejor plan de acción. Aunque compasiva, Hermione puede ser ingenua y hasta insensible con las personas, a pesar de su posición aparentemente “sensible” del trío.

Este disfraz incluye el jumper tal como se observa en la foto, capa y corbata.